Qué es y cómo se hace el beso blanco

Es habitual que haya preocupación en el terreno del sexo al conocer cuáles son los besos que más excitan a los hombres o cómo besar bien, pero profundizando nos encontramos con quienes van más allá de los convencionalismos y quieren saber cómo dar besos negros. En este caso, vamos a explicar qué es y cómo se hace el beso blanco.

A esta práctica también se la denomina snowballing o bola de nieve; y se trata de una técnica sexual que es muy habitual en las películas para adultos. Consiste en que se recibe la eyaculación del hombre en la boca, y luego ese esperma se pasa a ese mismo hombre con la boca mediante un beso.

Para algunas personas puede parecer repulsivo, mientras que para otro es excitante, ya que todo es cuestión de gustos y en ellos no hay nada escrito. No obstante, cabe tener presente que se trata de un juego erótico que puede ser peligroso para la salud, por lo que hay que conocer en profundidad cómo hacerlo y los consejos para poder disfrutarlos de manera segura.

Qué es un beso blanco y cómo se hace

Como ya hemos mencionado, un beso blanco es una técnica sexual que se trata de  realizar sexo oral a un hombre y cuando este eyacule, retener el semen en la boca para posteriormente pasárselo a su boca mediante un beso. Quién recibe ese fluido, que es el hombre en este caso, puede tragarlo o bien volver a pasárselo a la persona que ha hecho el sexo oral.

Esta es una práctica que se puede llevar a cabo tanto entre dos personas, en pareja, como con más. Es un juego que no deja indiferente a nadie ni para mal ni para bien pero que puede ser una forma más de excitarse en los encuentros sexuales.

Asimismo, hay que tener en cuenta que se trata de una práctica que deriva del bukkakke, que consiste básicamente en que varios hombres eyaculen sobre el cuerpo o el rostro de una mujer, que ingiere y juega con el semen. Por este motivo, es habitual que el beso blanco aparezca en diferentes películas pornográficas.

Una práctica no exenta de riesgos

Hay que tener en cuenta que saber cómo se hace el beso blanco implica conocer también todos los riesgos que este entraña. Es, en definitiva, un intercambio de fluidos corporales sin protección, lo que hace que sea una práctica sexual de riesgo, y que puede tener consecuencias para la salud.

A diferencia de lo que muchos puedan llegar a pensar, el retener esperma en la boca no supondrá en ningún caso que la mujer se pueda quedar embarazada, pero sí que hay riesgo de contagio de alguna enfermedad de transmisión sexual (ETS), tales como la hepatitis, la sífilis, el herpes genital o el VIG/SIDA, entre otros. Por lo tanto, si hay riesgo de contagio, conviene evitar estar práctica.

Asimismo, hay que tener en cuenta que en caso del VIH/SIDA el riesgo de transmisión es más elevado si la persona traga el semén o lo mantiene en su boca si tiene algún tipo de afección bucal.

Por este motivo, ahora que ya sabes qué es y cómo se hace el beso blanco, antes de ponerlo en práctica debes saber que hay una serie de riesgos asociados para la salud. Es responsabilidad de cada persona el llevar a cabo este tipo de prácticas sexuales que pueden llegar a resultar peligrosas.

Consejos para disfrutar de un beso blanco de manera segura

El beso blanco es una de las practicas sexuales que implican un mayor riesgo de enfermedades de transmisión sexual, ya que al hacer que el hombre eyacule en la boca de la mujer, no se puede proteger a través de un preservativo. Esto hace que sea altamente recomendable evitar su práctica con personas con las que se mantienen relaciones ocasionales o personas que se acaban de conocer.

Asimismo, hay que tener en cuenta una serie de consejos importantes para tratar de disfrutar de un sexo oral placentero y seguro, que son las siguientes:

  • Se recomienda hacer uso de preservativos para la práctica del sexo oral. En el mercado es posible encontrar una gran cantidad de preservativos de sabores que ayudan a la hora de proteger frente a las enfermedades de transmisión sexual (ETS). No obstante, en el caso del beso blanco, no se podrá practicar con el preservativo.
  • Los hombres pueden utilizar protectores dentales o cuadros de látex para practicar sexo oral sobre una mujer.
  • Hay que extremar las medidas de higiene tanto antes como después del sexo, siendo necesario para evitar olores que sean desagradables; y también para evitar que se puedan llegar a propagar bacterias.
  • En el caso de que se observe algún tipo de lesión externa o herida en la zona genital, es necesario suspender el sexo oral de manera inmediata por seguridad.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.