Cómo estimular el punto R de los hombres

Después de darte a conocer los mejores preliminares para un hombre, así como cuáles son los puntos erógenos masculinos que debes conocer o cómo encontrar el punto G, ahora es el momento de que sepas cómo estimular el punto R de los hombres. Aunque el más famoso es el G, con el que el hombre puede alcanzar el orgasmo en segundos, también hay otros que se pueden estimular, como el mencionado punto R.

El punto R es una zona erógena que posee miles de terminaciones nerviosas con las que se conseguirá un orgasmo más intenso y de mayor duración. Si quieres estimular este punto, te contamos todo lo que necesitas saber al respecto.

Qué es el punto R del hombre y dónde se encuentra

El punto R, al que también se le conoce como punto G o punto P, se una de las zonas erógenas del hombre que tiene como característica diferenciadora que tiene una forma muy parecida a la de una castaña, si bien su tamaño puede variar en función de cada hombre y de su edad.

Asimismo, más allá de la forma hay que tener en cuenta que se trata de una parte de alta sensibilidad, y por tanto  hay que tener mucho cuidado. Esto se debe a que tiene una elevada cantidad de terminaciones nerviosas.

Gracias a saber cómo estimular el punto R de los hombres es posible disfrutar de unos orgasmos mucho más duraderos e intensos de los que se alcanzan solo estimulando el pene.

De hecho, quienes lo han probado aseguran que la estimulación de esta zona erógena les ha permitido disfrutar de una eyaculación con una mayor cantidad de esperma que en aquellas relaciones sexuales en las que no ha existido tal estimulación.

Para conocer dónde se encuentra, hay que saber que la zona se encuentra en el órgano glandular a la cual se accede desde el recto. El punto R se encuentra localizado a aproximadamente 5 centímetros a al entrada del ano, justo en el cuello de la vejiga y su alrededor.  De hecho, por su localización hace posible el acceso a la próstata si se estimula de manera intensa.

Cómo estimular el punto R del hombre

Si quieres saber cómo estimular el punto R de los hombres debes tener en cuenta que es una zona erógena que ayuda a la hora de alcanzar un orgasmo de mayor intensidad y duración, estimulando el pene, siempre que se sepa la forma en la que se debe activar esta área tan sensible. Para ello existen dos técnicas o métodos diferentes.

Masajeando el perineo

La primera opción para la estimulación del punto R es tratar de lograr un orgasmo intenso masajeando la zona del perineo masculino. Para lograr su estimulación se debe presionar de forma suave con el dedo índice en la zona perineal, que es la zona que se localiza entre el ano y los testículos.

Método alternativo

Para esta otra forma de estimular el punto R del hombre habrá que invertir una mayor cantidad de tiempo para conseguir el orgasmo masculino. Para estimular bien el punto R habrá que seguir estos pasos:

  1. Lo primero que se debe hacer es utilizar los dedos para masajear de manera suave la zona perineal, y hacer lo propio con la piel que se encuentra situada alrededor del ano.
  2. Cuando se note que el hombre se encuentra excitado, será el momento de introducir en el ano un dedo de manera muy suave. Se debe ir presionando poco a poco hasta que vaya acostumbrándose a esta estimulación.
  3. Se debe seguir masajeando el área siempre teniendo en cuenta las sensaciones del hombre, y preguntándole para continuar con la estimulación.
  4. Cuando se note que está excitándose será el momento de aumentar el ritmo de la penetración, de manera que se siga hasta que se logre alcanzar el orgasmo.

Consejos para una mejor estimulación del punto R en los hombres

Además de saber cómo estimular el punto R de los hombres de las maneras mencionadas, hay que tener en cuenta una serie de consejos para conseguir que alcance el máximo momento de placer posible. Algunas recomendaciones son:

  • Utiliza lubricantes. El uso de este tipo de productos mejoran la experiencia sexual; y gracias a su textura viscosa te ayudará a estimular el punto R de una forma más sencilla.
  • Ducha de agua caliente. El sumergirse en agua caliente durante un periodo de tiempo ayudará a encontrarse más relajado y disfrutar de una gran experiencia sexual.
  • Practica la estimulación. Antes de realizar el segundo método es aconsejable practicar tanto el primer método como la estimulación externa del ano. De esta manera el hombre se irá acostumbrando progresivamente a las nuevas sensaciones.
  • Higiene adecuada. Las manos son uno de los principales focos de bacterias y suciedad, por lo que se recomienda dedicar un tiempo para limpiarlas de manera correcta antes de estimular el punto R de los hombres.
¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.