Ejercicios faciles para hacer rutinas en casa

Es recomendable que las personas hagan ejercicio. Con el comienzo de la pandemia, toda la población tiene la obligación de permanecer en la comodidad de sus casas, y de la obligación de llevar una mascarilla a la hora de salir fuera del hogar. Gracias a esto, muchos sitios donde se concentran personas tuvieron que cerrar o que no admita muchas personas dentro del lugar. Y los gimnasios no son la excepción.

Esto hizo que muchas personas deban de iniciar su propia rutina de ejercicio desde su casa. Muchos no lo harían por la excusa de que no tienen los aparatos de ejercicio que tienen los gimnasios. O que no haya un profesional que los educe sobre cómo hacer los ejercicios.

No se desanime a sí mismo. Puedes hacer ejercicio desde tu casa. Claro no va a ser lo mismo que en el gimnasio, pero al menos podrás tener el mismo proceso, un poco lento pero al menos será algo. Lo que en verdad importa es el hacer el ejercicio bien.

Ya con esto, me gustaría enseñarte varias rutinas de ejercicio que podrás utilizarlas para combinarlas. Puedes hacer que un día entrenes un musculo, o 2 músculos para así no esforzar demasiado el musculo. Es por eso que en este artículo te mencionare algunas rutinas para varias partes del cuerpo.

Pero antes de empezar, nos gustaría que leyeras este artículo que trata sobre “Correr, cómo empezar de nuevo

Brazos

Fondos militares

Nos colocaremos en posición de fondos, y colocaremos los brazos a la altura de los hombros, recuerda que los codos deben de estar pegados a tu cuerpo. Y que nuestros pies estén un poco separados. Una vez listo, lo que vas a hacer es doblar los codos para así bajar el cuerpo hasta que la parte superior de tus brazos quede igual al suelo, para después subir. Haciendo eso 10 o 12 veces.

Flexión y rotación

Deberás de ponerte en posición de flexión, para después bajar para así realizar la flexión. Pero a la hora de subir vas a rotar tu parte superior del cuerpo para así extender el brazo hacia arriba. Para así después repetirlo otra vez pero esta vez será con el otro brazo. La repetición se completara hasta que ya termines con ambos brazos. Y las repeticiones pueden ser 10 o 12.

Recuerda que si sientes que puedes hacer más, adelante, pero esto es lo recomendable. Y si sientes que ya no puedes hacer uno de los ejercicios, solo has las veces que puedas y así pasar al siguiente ejercicio.

Piernas

Sentadillas

Evidentemente este ejercicio nunca debe de faltar, ya que, al ser el más común, no significa que es malo. De hecho, no viene mal en agregarlo a una de tus rutinas de ejercicio del día.

Lo que debes de hacer es quedarte parado con las piernas separadas, pero no tanto. A la hora de bajar debes de flexionar las rodillas. Y procura de que los pies no se levante, si no. Significaría que estás haciendo el ejercicio mal. La espalda debe de estar recta durante todo el ejercicio, la cadera debe de estar flexionada a la hora de bajar, y debes de parecer como si estuvieras sacando tus glúteos.

Recuerda que cuando bajes, no debes de bajar por completo, sino por la mitad. Para así después subir para permanecer recto. Puedes alternar este ejercicio y quedarte en la posición cuando termines de bajar por cierta cantidad de segundos. A la hora de descender y ascender, debes de hacerlo despacio. No tiene que ser tan rápido, ni tan lento. Porque si no los músculos no harán mucho.

Cuando notes que tus piernas, glúteos y los cuádriceps de los muslos empiezan como a doler. Eso significa que se está notando los resultados de aquel ejercicio.

Abdominales

Acostado en el suelo

Este todos los conocen, y se trata de que debes de estar acostado en una superficie algo suave. Tienes que poner tu espalda completamente recta y que toque el suelo. Después flexionas las piernas para así poner los pies pegados al suelo.

Ahora, para comenzar con el ejercicio, debes de subir con la única ayuda del tronco. Nada de impulso o cualquier cosa, solo el tronco. Para así subir por completo o casi completo. Para después bajar despacio hacia el suelo. Y sigues así hasta una cantidad de repeticiones.

Elevación de piernas

Para este ejercicio debes de estar en la misma posición del anterior ejercicio. La única diferencia es que debes de tener las piernas igualmente rectas. Y para empezar, debes de subir las piernas o más alto que puedas, siempre y cuando sigan rectas. Y que tu cuerpo también quede recto con el suelo. También, lo haces despacio. Y de nuevo, puedes elegir la cantidad de repeticiones que quieras al igual que la cantidad de series que quieres hacer.

Recuerda que esos no son los únicos ejercicios que hay, así que nos gustaría que leyeras otros artículo que tiene relación con este “Cómo ejercitar los músculos de la cara”.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.